Páginas

martes, 22 de mayo de 2007

El lado oscuro en Morelia

Cuando voy a una librería, me molesta sobremanera encontarme en la sección de "ciencia ficción" —cuando la hay— usurpada la mayor parte de las veces por títulos que nada tienen que ver con este género.

Por lo regular lo que los libreros ponen ahí son títulos de cuestiones ufológicas, paranormales y cosas por el estilo. Hombre, que hasta de superación personal se llegan a colar, lo cual no es raro si recordamos que es lo que más se lee en México.

Parece que esta confusión entre ciencia ficción y patrañalogía no sólo se da entre los libreros —a quienes sólo les interesa vender—, sino también entre los aficionados a la ciencia ficción. O al menos, entre estos aficionados del Star Wars Fan Club Morelia, posando orgullosos en el "4º Congreso OVNI-Paranormal Internacional":


El lado oscuro en su máxima expresión


La foto me la encontré en la página de La Esfera Azul. Llegué ahí buscando información sobre un tal Arturo Robles Gil, quien, por lo que pude leer en esta entrada de Marcianitos Verdes, es un experto en grabar "flotillas" de OVNIs —o como mejor dice Luis Ruiz Noguez, "globovnis"—, para su colega el inefable Jaime Maussan.

Si los aficionados al género se prestan sin tapujos a estos espectaculos, o de plano confunden completamente una cosa con la otra, ¿cómo podemos quejarnos de que la gente relacione a la ciencia ficción con platillos voladores?

Sí, es un club de fans de la Guerra de la Galaxias, no un club literario o un taller de cuento especializado, pero de todos modos, ver esa foto (o ésta) y las demás que hay en la mencionada página no deja de ser al menos, desalentador.

El lado oscuro sigue avanzando*.

A.T.

*Para aclarar el punto: al hacer mención al "lado oscuro" no me refiero a la mitología de La Guerra de la Galaxias, sino al oscurantismo representado por las supersticiones y maguferías. La frase creo que es de Randi. Nomás para que no se me confundan.

2 comentarios:

René López Villamar dijo...

Mira, no es por defender a los fans de Star Wars (sobretodo a los que defienden la nueva trilogía), pero esas organizaciones suelen ir literalmente a donde sea con tal de tener un poco de promoción y reclutar nuevos miembros.

Lo sé por experiencia.

Por otro lado, creo que, básicamente gracias a Matrix y a El señor de los Anillos, los anaqueles de ciencia ficción y fantasía han mejorado muchísimo estos últimos años. Siguen teniendo los de ovnis, pero ahora encuentras cosas que hace diez años eran un sueño guajiro.

Saludos

Anónimo dijo...

dark delegation dijo

Espero no sea tarde para esto. A mí también me produce cierta turbación ver en los estantes de ciencia ficción obras de Egar Allan Poe, de ufología y de, como ya dieron el ejemplo, el señor de los anillos, que nada tiene que ver con este tema.

Lo cierto es que pocos saben que la ciencia ficción, o mejor llamarla ficción científica, entra del terreno de la fantasia pero siempre sustentada por la ciencia, siempre debe hacer ciencia, y no pseudociencias.

Veámoslo de este modo, la ciencia ficción es una obra literaria, como ejemplo: contacto de Sagan, donde habla de extraterrestres. La pseudociencia habla de ellos como si fueran algo real sin haber usado el método científico.

Aún así, Morelia no es el lugar más adecuado para hayar material más que el clásico de Verne, Sheley y Wells, ni en bazares, ni en librerías.